La industria textil se recupera con buenos indicadores en producción, inversiones y empleo

ECONOMÍA Por Agencia de Noticias del Interior
La Fundación Pro Tejer presentó su balance anual con signos de recuperación pese al parate ocasionado por el coronavirus.
la-industria-textil-evidencia-signos-recuperacion-economica-pese-la-pandemia

En un año marcado por el parate económico que ocasionó el coronavirus a nivel mundial, la industria local comienza a evidenciar algunos signos de recuperación que entusiasman tanto al Gobierno como al empresariado. Puntualmente en lo que hace al rubro textil los motores del sector ya se encendieron aunque claro, ponerlos a punto después de la cuarentena llevará algún tiempo.

Según el último relevamiento de la Fundación Pro Tejer, la cámara que nuclea a las empresas textiles, el sector se recupera a niveles pre-pandemia. En este marco, si bien a septiembre la producción se encontraba por debajo del mismo mes de 2019, en octubre se registró un consumo de energía similar al año pasado, lo que interpretan como un repunte que se reflejará en los indicadores de producción y capacidad instalada de octubre (que todavía no están disponibles).

Si se toma en cuenta la serie del Índice de Producción Industrial Manufacturero, entre enero a septiembre de 2020 hubo una caída en torno al -20,8% según los datos oficiales recabados por INDEC. El mayor descenso se la producción textil se registro a comienzos del aislamiento social, preventivo y obligatorio, cuando arrojó en abril una caída del -38,3%. Sin embargo, pese a la contracción de los primeros meses del ASPO, la tendencia se desaceleró en la segunda mitad.

Respecto a la capacidad instalada del sector, desde la entidad que preside Yeal Kim aseguraron a la prensa que su recuperación es la prioridad en este momento. "Estamos en un proceso de reconstrucción de la capacidad instalada, la rentabilidad la dejamos para más adelante" dijo Jorge Sorabilla, empresario textil e integrante de la cámara, evidenciando la situación que atraviesa el rubro.

En ese sentido, tras dos años de baja la industria textil se encuentra trabajando al 48,5% de su capacidad. Una vez más, entre los meses de marzo a mayo se registró el índice más bajo, llegando a trabajar el sector en un 34,5% de capacidad instalada. Los empresarios consideraron que restablecer la oferta "requiere tiempo" "Es como si tuviste una Ferrari durante muchos meses guardada en un garage, hay que volver a ponerla a punto" ejemplificaron en un conferencia de prensa en la previa de Pro Textil, el evento anual que organiza la cámara.

En esta puesta a punto de las fábricas y su producción, enumeraron desde el sector el abastecimiento de materias primas, acondicinamiento de maquinaria, y protocolos por coronavirus, entre otros. Para poder hacer una comparación, durante 2019 y 2018 el uso de capacidad instalada anual del sector sobrepasó apenas el 50%, mientras que durante 2016 y 2017 sobrepasó el 60%.

Otro de los indicadores que observan como positivo son las Inversiones. Según las estimaciones de Pro Tejer, pese a la pandemia cerrarán el 2020 en u$s100 millones, lo cual resulta alto si se lo compara con el año anterior, cuando fueron de u$s64 millones. En tanto, para 2021 se proyectan inversiones por u$s250 millones.

En cuanto al empleo, prevén que la cadena textil registrará este año un aumento promedio de 15% en relación al 2019, y proyectan que continúe con impulso creciente durante el 2021 y 2022. "Si las políticas de incentivo al sector se mantienen vigentes durante el mandato de Alberto Fernández y con una administración inteligente del comercio, estimamos que podremos recuperar durante los próximos 3 años, 200.000 puestos de trabajo", reza el informe oficial.

Consultados sobre la necesidad de una posible reforma laboral, los empresarios descartaron la idea por el momento. "Va a haber que hacer alguna reforma laboral pero no la necesitamos en el corto plazo, lo que necesitamos ahora es mercado para poder trabajar, después más a largo plazo sí vamos a necesitar una pero no para quitarle derechos a los trabajadores, sino para potenciar la producción", aseguraron.

Respecto a las restricciones que impulsó el Gobierno sobre el mercado de cambios, consideraron que "faltan dólares para invertir" pero señalaron que "hay prioridades". "Las prioridades son dar trabajo, que la gente pueda consumir y se reactive el círculo de la economía", argumentaron, y añadieron: "Después se verá el tema de los dólares y de que los que ingresen se usen inteligentemente".

La convención anual Pro Textil comenzará este martes y se desarrollará durante dos jornadas, con la presencia de dirigentes empresarios y emprendedores. En la primera jornada, está prevista la participación del jefe de Gabinete, Santiago Cafiero y para su cierre, una entrevista al presidente Alberto Fernández.

 

 

Con información de www.ambito.com

Te puede interesar