Murió Raúl Baglini, ex diputado y senador radical y autor del “teorema” más confirmado de la política argentina

POLÍTICA Por Agencia de Noticias del Interior
Falleció esta madrugada en Mendoza, la provincia que representó como legislador entre 1983 y 2003. Tanto sus correligionarios como sus adversarios lo reconocían como uno de los cuadros más brillantes del radicalismo
FZ5VFXT6RVC2NJUN3P3AP6ECLE

El ex diputado y ex senador mendocino Raúl Baglini murió esta madrugada en Mendoza. Nacido el 23 de diciembre de 1949, había cumplido recientemente 71 años.

Abogado y dirigente del radicalismo, Baglini fue uno de los legisladores más brillantes de la UCR y en los debates sobre la deuda en la década del ochenta, cuando defendía vigorosamente al gobierno de Raúl Alfonsín, postuló lo que en adelante se conoció como el “Teorema de Baglini”, según el cual la audacia de las propuestas de los partidos y dirigentes políticos era inversamente proporcional a la distancia que tenían con el poder: a mayor distancia, era la idea, mayor audacia e irresponsabilidad. Y a la inversa.

Baglini fue legislador durante 20 años, entre 1983 y 2003 y había estudiado derecho en la Universidad Nacional de Córdoba, donde inició su militancia en la UCR. “”Es un día muy triste para los que lo conocimos y tuvimos la suerte de tener su amistad. Hoy falleció Raúl Baglini, un dirigente ejemplar de la UCR y uno de los más destacados legisladores que tuvo nuestro país en las últimas décadas. Lo vamos a extrañar mucho. Abrazo a su familia”, lo despidió en su cuenta de twitter el titular del bloque de diputados radicales, Mario Negri.

Baglini también habìa sido candidato a gobernador de Mendoza en 1987, en las elecciones que ganó el también exsenador y excandidato presidencial (en 1995) José Octavio Bordón.

Como diputado, Baglini ejerciò durante varios años la presidencia de la Comisiòn de Presupuesto y Hacienda y se recuerdan sus memorables debates sobre la deuda externa, en la que confrontaba dialécticamente con el diputado justicialista Diego Guelar, luego embajador en Brasil, EEUU y China.

“El teorema de Baglini está más vivo que nunca!!! Asi como su hombria de bien, su sensatez y su conviccion republicana. Un ejemplo de político y ciudadano que los mas jóvenes deberían tener muy en cuenta para no caer en el cinismo y el oportunismo tan en boga hoy en dia”, escribió en un mensaje de WhatsApp Diego Guelar cuando Infobae le pidió evocar al fallecido político mendocino.

También la UCR de Mendoza despidió “con muchìsima tristeza” a Baglini. “UN gran dirigente que ha dejado un legado importante para la vida partidaria y Argentina.

Fue en el fragor de los debates de los ochentas, en medio de lo que se conoció como “la década perdida” para las economías de América Latina, agobiadas por el peso de la deuda externa, que Baglini formuló su “Teorema”.

Por entonces, diversas propuestas de oposición hablaban de la posibilidad de una moratoria unilateral de la deuda, la formaciòn de un “Club de Deudores” latinoamericanos o replicar la fórmula que aplicaba en Perú el entonces presidente de ese país, Alan García, que había fijado un límite a los pagos de deuda equivalente al 10% de las exportaciones. Por esos años, la visita del presidente peruano a la Argentina fue recibida por el peronismo con carteles por todo Buenos Aires que rezaban, “Patria mía, dame un presidente como Alan García”.

Baglini defendía las posiciones más prudentes del gobierno de Alfonsin y fue en ese contexto que en un debate parlamentario postuló su famoso “Teorema”, llamado así por la forma en que lo expuso, como si fuera una formulación física o matemática. Según Baglini, la audacia y temeridad de las propuestas era “inversamente proporcional a la distancia al poder” de quienes las formulaban. Algo que luego se confirmaría, por ejemplo, con el “salariazo”, una de las consignas con las que Carlos Menem llegó a la presidencia en 1989, la “pobreza cero” que prometió Mauricio Macri o el aumento del 20% a los jubilados que prometió en su campaña el actual presidente, Alberto Fernández, a pagar -supuestamente, con la reducción de los intereses de las Leliq, una suerte de pagaré de cortìsimo plazo del Banco Central a los bancos privados.

 

 

Con información de www.infobae.com

Te puede interesar