Escasez de vacunas: el principal problema aún irresuelto que determina la velocidad de contagios y muertes

CORONAVIRUS 21 de mayo de 2021 Por Ramiro FORTIS
WW7MB35WANAQHGHQ3T4GSGPWUM

En la Argentina el virus SARS-CoV-2 arrasa con toda velocidad en una segunda ola con cifras que superan ampliamente las informadas durante 2020. Este jueves se confirmaron 435 nuevas muertes y 35.884 contagios por COVID-19 en las últimas 24 horas.

El sistema sanitario se encuentra al límite y los recursos tanto humanos como estructurales comienzan a escasear. Por si el panorama ya no fuera lo suficientemente preocupante, el ritmo de vacunación en la Argentina es lento y en este punto coinciden los especialistas.


Según el Monitor Público de Vacunación del Ministerio de Salud, se aplicaron al día de hoy 10.695.800 dosis de 12.549.351 distribuidas y hay 8.495.677 personas vacunadas con una dosis mientras que son 2.200.123 los inoculados con el esquema completo, de una población de 44.94 millones de argentinos.


En la última jornada se realizaron 96.691 testeos, con un 37,11% de positividad. Desde el inicio del brote, se llevaron a cabo 12.824.848 pruebas diagnósticas para esta enfermedad. El total de infectados ascendió a 3.447.044 y las víctimas fatales son 72.699, mientras que a la fecha se registran 339.211 casos positivos activos en todo el país y 3.035.134 recuperados.

De acuerdo al parte epidemiológico, de momento en Argentina hay 5.951 personas -récord de ocupación- con coronavirus internadas en terapia intensiva. El porcentaje de ocupación de camas a nivel nacional es del 72,6% y en el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) del 76,4%.

El país atraviesa la segunda ola de COVID-19 y, a pesar de las restricciones en la circulación, las cifras de casos positivos son alarmantes, mientras que las de vacunación dejan un sinsabor. Según el rastreador de estadísticas británico Our World In Data, Argentina aplicó este miércoles 19 de mayo 0.32 dosis por cada 100 personas. Asimismo, se desprende el dato que 22,98 dosis fueron administradas en total de cada 100 personas de la población total, mientras que por ejemplo Chile 88,5, Uruguay 70,38, Brasil 25,92 y Estados Unidos 82,91. ¿Qué porcentaje recibió al menos una dosis de la vacuna contra COVID-19? Según Our World In Data, 18,3% de la población. Y completamente con las dos dosis un 4.7%.


Por su parte, la información desprendida del Ministerio de Salud detalla que al personal de salud se administraron 2.181.638 aplicaciones, a personas de 18 a 59 con factores de riesgo 2.181.638, a personas de 60 o más años 6.213.717, a personal estratégico que comprende Fuerzas de Seguridad, Armadas, docentes y personal no docente de todos los niveles educativos, responsables del funcionamiento del Estado y personal del Servicio Penitenciario, fueron 1.178.045 las aplicaciones y a “otros” 16.616, según el NOMIVAC.

La provincia de Buenos Aires encabeza las jurisdicciones que más dosis aplicó, con 4.062.032 dosis en total, mientras que CABA se ubica segunda con 1.005.830 y Córdoba con 871.460 inoculaciones. Las 3 provincias que menos dosis administraron son Tierra del Fuego con 44.787, Santa Cruz con 81.713 y Catamarca con 100.250.

En la distribución por sexo, el 59.06% de las dosis aplicadas se suministró a mujeres, 40.74% a hombres y a otros géneros un 0.20%.

De acuerdo a información recopilada por la Unidad de Datos de Infobae, La Pampa y San Luis siguen sin stock de vacunas disponibles, y hay en total sin aplicar: 2.148.624 inoculantes,1.759.830 dosis en poder de las provincias, pendientes de aplicación y 388.794 dosis en poder de Nación pendientes de distribución.

En este contexto, ¿cuándo llegarán más vacunas? La ministra de Salud, Carla Vizzotti, anunció a comienzos de mes que el 19 de mayo serían liberadas 861.600 dosis de AstraZeneca pertenecientes al fondo COVAX. “Llegarán a la Argentina el 21 de mayo -mañana viernes- y serán utilizadas para completar esquemas de quienes ya recibieron la dosis 1 de Covishield/AstraZeneca a fines de febrero”.

Vizzotti aseveró en conferencia de prensa que “todas las personas van a completar su esquema de vacunación” contra el coronavirus, que contempla la aplicación de dos dosis.

En diálogo con Infobae, el infectólogo Lautaro de Vedia, ex presidente de la Sociedad Argentina de Infectología, aseguró: “Es muy difícil no decir que es una situación dramática. Estamos vacunando prácticamente nada. Capital Federal, el distrito de mayor tasa de vacunación, está en el 32% aun considerando como vacunados aquellos con una sola dosis. Es inevitable que vengan más restricciones. Tenemos que hacer algo porque la situación es realmente grave”.

Por su parte, el infectólogo, Ricardo Teijeiro, explicó: “Estamos viendo que tenemos un crecimiento exponencial en los últimos días, realmente esto al sistema de salud lo daña mucho porque está al límite, tenemos que pensar de alguna manera en controlar la circulación del virus, y esto significa controlar la circulación de la gente. No hay ninguna otra posibilidad, hasta que no tengamos la población vacunada, de que no se hagan medidas estrictas”.
Martín Hojman, médico infectólogo, miembro de la Sociedad Argentina de Infectología, advirtió en consonancia con sus colegas: “El número de casos es muy superior; estamos ante una suba muy peligrosa de casos con un sistema de salud muy estresado y desafiado. Las perspectivas no son buenas”.

En la misma línea, Jorge Geffner, profesor titular de Inmunología de la Universidad de Buenos Aires, sostuvo a Infobae: “La población que está vacunada, salvo excepciones contadas, no fallece. Los datos son que la población vacunada está muy protegida. Por eso el promedio de edad en terapia intensiva es de cincuenta y pico y no setenta y pico con la primera ola. El asunto es que tenemos un nivel de contagio enorme. Son 35 mil casos que seguramente sean más. Es inaceptable desde cualquier punto de vista. Las vacunas funcionan. Tendremos que acelerar muchísimo más la vacunación, hacer una campaña en cuanto a las medidas de prevención más claras y dejar de hacer cosas como un partido de fútbol o un programa de televisión. Tener dos semanas de cierre es la única solución para frenar esta plaga que es esta cantidad de muertos impensable”.

Sin embargo, consultado sobre las alarmantes nuevas cifras de contagios en la Argentina, Rodrigo Quiroga, investigador en bioinformática del Conicet y de la Universidad Nacional de Córdoba, indicó: “Con esta cantidad de contagios no hay vacunación que sirva. Necesitamos frenar los casos y la única forma que hay de hacer eso es una cuarentena estricta”.

Fuente: Infobae

Te puede interesar