Argentina, Messi y un partido distinto

DEPORTES 08 de junio de 2021 Por Omar EDEN
Rcv_Pnk60_1256x620__2

Barranquilla recibirá a la Selección con una temperatura de entre 25 y 30 grados, aunque la realidad del último tiempo indica que en Colombia el clima está bastante más caliente. El país, que será escenario del encuentro por las Eliminatorias para Qatar 2022, está inmerso en un profundo estallido social desde hace más de un mes y los riesgos de nuevas manifestaciones están latentes. River, por caso, lo vivió en carne propia cuando fue a jugar ante Junior, justamente en la misma ciudad, un partido que tuvo varias interrupciones por los incidentes que había fuera del estadio. “Está claro que no es una situación agradable. Esperemos que esté todo controlado y que no haya problemas. Nos dicen que está todo bien y que no va a ocurrir nada parecido a lo que pasó cuando tuvo que ir River”, sembró sus dudas el propio Lionel Scaloni en plena conferencia de prensa, ya instalado en el país cafetero.

El 28 de abril, cuando el presidente Iván Duque lanzó la reforma tributaria que afectaba principalmente a las clases medias y bajas, el pueblo salió a la calle. Esa medida impositiva fue la gota que rebasó el vaso tras décadas de desigualdad en un país que históricamente estuvo signado por la violencia y los conflictos civiles entre el Estado, los cárteles del narcotráfico y las guerrillas. Aquello de que el show debe continuar parece ser la bandera de algunos escritorios y ni los cerca de 2.500 heridos, los más de 50 fallecidos y los más de 100 desaparecidos parecen hacer tambalear al fútbol. Sin embargo, a veces la pelota sí se mancha y por eso el estadio Roberto Meléndez, donde se jugará este encuentro, ya no va a ser la sede que albergue la final de una revolucionada Copa América, que finalmente tendría su bunker en Brasil.

Dentro de la cancha, cuando el juez chileno Roberto Tobar haga sonar su silbato, ambos equipos buscarán sumar puntos importantes de cara a Qatar 2022 y también minutos de juego para llegar de la mejor forma posible al torneo continental que arrancará el domingo 13. “A nivel jugador por jugador, Colombia es un gran equipo, con un entrenador que hace cosas muy interesantes y que le está dando una buena forma al equipo. Es una de las selecciones importantes y tomaremos recaudos, pero siempre pensando en lo que podemos hacer nosotros”, explicó el DT argentino.

Más allá de los nombres propios o el esquema, Scaloni dejó en claro que la filosofía no se modifica. “Somos un equipo ofensivo de por sí, que siempre pensamos en lo que podemos hacer, en cómo ocupar los espacios y por dónde lastimar al rival, no se trata solo de contrarrestar y eso lo tenemos claro”, afirmó. Incluso, a pesar de que el 1-1 ante Chile dejó un sabor algo agrio, en AFA sacaron conclusiones positivas. “Creo que no sufrimos, ellos nos patearon solo dos veces al arco y no encontré problemas defensivos. Sí quizá lo que nos falta es generar más situaciones de gol y, cuando las tenemos, concretarlas”, desarrolló su análisis.

El combinado cafetero viene de obtener un contundente 3-0 a favor en Lima, ante Perú, y, según dijo el volante Gustavo Cuellar, cuenta con un plan para anular a Messi: “Es el mejor jugador del mundo, hay que hostigarlo y no dejarlo pensar ni jugar”. Ojo, esto no genera preocupación en Argentina. “Los partidos de Leo siempre son con dos o tres rivales siguiéndolo, haciéndole zona, estamos acostumbrados a que lo marquen de esa manera, ya lo tenemos asumido”, tiró el deté, restándole importancia, aunque al mismo tiempo reconoció que guarda algunos ases bajo la manga: “Tenemos la idea de hacer algo que no venimos haciendo y ojalá lo consigamos. Además veremos si Colombia repite o cambia”.

El partido tendrá, también, un condimento más. Tras casi un año de estadios vacíos y DJs tocando en vivo canciones de tribuna, se jugará con público. Unas 10.000 personas, con certificado de vacunación, tendrán la chance de estar presentes en el estadio. “La verdad es que no tengo mucho para decir. Seguramente tomarán las medidas necesarias, aunque no deja de ser extraño porque todo Sudamérica está atravesando un momento complicado. Esperemos que se tomen las medidas para preservar la salud de los hinchas y de nosotros que también vamos a estar ahí”, señaló Scaloni, quizá aún sorprendido como todos, pero sabiendo que tendrá que salir a la cancha y jugar.

Fuente: Ole.com.ar

Te puede interesar