El ataque a Viotti es una ataque a la democracia y a los rafaelinos

OPINIÓN Por José ZIMERMAN
hoy

La política rafaelina no se ha destacados en los últimos años por su calidad de debate. Las propuestas en época de campaña son una rareza, y los esfuerzos de los candidatos se vienen centrando casi exclusivamente en su imagen. 

Entiendo que este vaciamiento de contenido debe revertirse con ideas, tan simple como empezar a tomar a los ciudadanos más en serio. Pero al advertir esta tendencia de campañas centradas en la imagen, y ante el crecimiento de Viotti como alternativa de gobierno, quienes concentran el poder en la ciudad se abocaron a una serie de furiosas campañas de desprestigio, que no solo buscan dañar al Concejal, sino también a cualquier atisbo de oposición y a todo el tejido democrático.

Esto no fue una simple chicana. El ataque orquestado contra el principal candidato de Cambiemos el día de ayer fue tan burdo, asqueroso y macabro que pone al descubierto las verdaderas intenciones de quienes gobiernan actualmente nuestros destinos: eliminar toda competencia y retener el poder a cualquier costo.

Esta sed despiadada de poder y ansia incontenible por seguir viviendo como parásito a costa del dinero del contribuyente, lleva a emplear estas tácticas no son únicamente artimañas para dañar a Viotti de cara a las próximas elecciones, sino que también constituyen un medio para hacer llegar un mensaje a la sociedad: "Quien se meta con nuestro curro va a sufrir las consecuencias. El que quiera vivir tranquilo, absténgase de hacer política".

Por eso los ataque que ha sufrido Viotti esta campaña son tan peligrosos. Le puede pasar a cualquiera que busque participar de buena fe. Le va a pasar a cualquiera si la justicia no actúa como corresponde.

La propia ex pareja de Viotti fue quien le advirtió de los mensajes falsos que estaban circulando y juntos se acercaron a radicar una denuncia. Quedará en manos de la justicia asegurar que estos ataques contra la democracia no se vuelvan a repetir.

Te puede interesar