La Cámpora también sale a controlar precios y recomienda: “Si aumenta, no compres”

POLÍTICA 02 de noviembre de 2022 Por Agencia de Noticias del Interior
QOO4OFJHEJE2RPO2FBSVCIE7OE

Luego de que el ministro de Economía, Sergio Massa, adelantara este lunes que está trabajando en un congelamiento de precios de 1.500 productos por cuatro meses a partir de diciembre, desde la agrupación La Cámpora lanzaron una campaña en las redes para controlar la inflación en el rubro alimenticio. #SiAumentanNoCompres es el hashtag creado por el espacio político que lidera Máximo Kirchner para lograr “un consumo responsable y justo, sin abusos ni avivadas”.

Detrás de esta iniciativa para “parar los aumentos injustificados” se alinearon Andrés “Cuervo” Larroque, ministro de Desarrollo de la Comunidad de la provincia de Buenos Aires; Martín Insaurralde, Jefe de Gabinete bonaerense; Mayra Mendoza, intendenta de Quilmes; Daniela Vilar, ministra de Ambiente bonaerense; Leonardo Nardini, ministro de Infraestructura bonaerense, dirigentes políticos y legisladores kirchneristas.

“Los formadores de precios multiplican sus ganancias a costa de lxs trabajadores, con aumentos de precios constantes que devalúan los salarios y atacan las economías familiares”, advierten algunos de los anuncios compartidos en Twitter.

“El aumento de precios de los alimentos afecta el bolsillo de lxs argentinxs. Especialmente, a los sectores más vulnerables”, alertan otros junto a los nombres de las marcas que remarcaron desmesuradamente su valores en los últimos días.

Todos los políticos que salieron a alzar su voz contra las empresas coinciden en que el aumento de precios de los productos de la canasta básica es una de las principales causas de inflación que sufren los argentinos.

A la “guerra contra la inflación”, también se sumaron la senadora de la provincia de Buenos Aires, María Teresa García; el diputado nacional del Frente de Todos, Rodolfo Tahilade; la diputada nacional por la ciudad de Buenos Aires, Paula Penacca; la diputada nacional y consejera de la Magistratura de la Nación, Vanesa Siley; el diputado porteño, Javier Andrade; y la exdiputada nacional, Laura V. Alonso, entre otros.

En las últimas horas, además, hubo un pedido desde la Secretaría de Comercio hacia las grandes cadenas de supermercados: que no acepten ni activen listas de precios que reciban y que tengan un aumento superior al 4% mensual, según trascendió, aunque no fue confirmado oficialmente. La medida abarca a todos los productos.

Las cadenas habrían llegado a una especie de “acuerdo de palabra” para avisar a la Secretaría cuando reciban listas con subas por encima de ese porcentaje. Si bien a través del sistema de monitoreo SIPA, los funcionarios de Comercio acceden a diario a todos los precios de los supermercados y pueden corroborar las subas, necesitan comprobar si fue un aumento del proveedor o de la propia cadena.

Luego de las declaraciones de Sergio Massa sobre la poca utilidad de los congelamientos de precios en un contexto de alta inflación, la estrategia del Gobierno parece haber dado una nueva vuelta. Hace apenas dos semanas, en su gira por Estados Unidos y ante consultas de funcionarios del Fondo Monetario Internacional (FMI), empresarios y representantes de organismos multilaterales, el ministro había dicho que congelar precios es como pisar una manguera. “Frenás por un rato pero el agua está”, dijo en esa oportunidad.

Las consultoras económicas ya estiman que la inflación de octubre estará en el orden del 6,8%, superior al 6,2% de septiembre

Según datos de C&T Asociados, el rubro de los alimentos y las bebidas creció 6,4%, con una leve moderación con respecto de septiembre en el caso de alimentos pero con un aumento en el ritmo de suba para las bebidas.

 

 

Con información de www.infobae.com

Te puede interesar