Los cambios en el RIGI podrían favorecer a Santa Fe

POLÍTICA 19/06/2024 Agencia de Noticias del Interior Agencia de Noticias del Interior
AvjBC1ZA7_1300x655__2

La Ley Bases y el paquete fiscal que impulsa el gobierno de Javier Milei están muy cerca de convertirse en leyes nacionales. Para eso se aguarda un nuevo paso de ambos proyectos por la Cámara de origen, que es la de Diputados, luego de los cambios que introdujo el Senado una semana atrás.
Uno de los temas centrales dentro de la primera de esas leyes es el Régimen de Incentivos para Grandes Inversiones (RIGI) que tuvo cambios en la cámara alta. Cambios que, en la interpretación del gobierno provincial, pueden ser beneficiosos para Santa Fe. Así lo expuso días atrás el ministro de Desarrollo Productivo de la provincia Gustavo Puccini, y lo volvió a explicar este martes.

Varias cosas destacó el funcionario: por un lado que se trabajó junto a entidades del sector en la elaboración de propuestas, una vez detectadas "alertas" en el proyecto original. Por el otro, que las propuestas fueron tenidas en cuenta por autoridades y legisladores nacionales.
Eso sí, ahora se abre una nueva instancia en que el proyecto deberá volver a Diputados, que podrá insistir con la redacción original (sin los cambios del Senado) o admitir las modificaciones realizadas por la cámara de revisión. En ese itinerario, la provincia estará atenta para evaluar si se sostienen los cambios que ahora generan algo más de optimismo. También habrá que prestar atención a la posterior reglamentación de la ley por parte del Ejecutivo. En definitiva, la historia no termina, pero avanza.
- ¿Qué beneficios interpretan que tendría el RIGI para la provincia?
- Hubo cambios que se produjeron en el Senado, muchos de los cuales fueron trabajados en una mesa técnica que armamos como provincia junto a tres especialistas e integrantes de Fisfe y Adimra (Federación Industrial de Santa Fe y Asociación de Industriales Metalúrgicos, respectivamente). Llevamos a legisladores nacionales y al gobierno nacional esas alertas que detectamos en el texto original y vimos que en el Senado, cuando se hacen las modificaciones, muchos de esos puntos fueron tenidos en cuenta. Por ejemplo, el que detalla cuáles son los sectores estratégicos en los cuales entraría el RIGI, como la industria agroforestal, la minería, tecnología, infraestructura. Eso da cierta claridad que antes no se establecía y por eso había preocupación por parte de las empresas. Ahí tenemos una mirada particular: decimos que si se producen inversiones no vemos que estas áreas impacten directamente contra empresas de la provincia. Son inversiones, como en la minería, donde hoy sin RIGI sucede que casi 300 empresas santafesinas están brindando servicios y bienes al desarrollo económico de esa actividad en distintas provincias. Si vienen más inversiones a estas áreas, creemos que nuestras empresas pueden tener la posibilidad de ofrecer más bienes y servicios.

 
Otra modificación es que aquellas inversiones que vengan del RIGI tienen que tener como condición la contratación de un plan de desarrollo de empresas locales. Eso posibilita a las empresas que puedan asociarse a este régimen de inversiones, no solamente en el momento de la primera operación sino en el desarrollo de la producción de los bienes y servicios. Esto permite en todo el proceso ser socia a alguna empresa a esa inversión y que pueda contar con los mismos beneficios que las inversiones del RIGI. Además, que las inversiones no tengan la posibilidad de compra de bienes usados, sino que sean activos nuevos.

Nadie puede tener garantizado el futuro, pero teniendo en cuenta lo que era el texto original y las alertas que planteamos, y lo que se trabajó con esa mesa técnica, y viendo que esos puntos fueron tenidos en cuenta en la modificación del Senado, nos parece que es un texto más ventajoso de lo que había mandado el Ejecutivo al Congreso. Resta ver qué pasa ahora en Diputados.

 
El otro punto que no dejo de mencionar es el decreto reglamentario de la ley, que sería la letra chica del texto: ese paso también va a ser seguido con atención, siempre en defensa de nuestras industrias.
- Es clave que la ley de Bases y el paquete fiscal tienen que volver a Diputados porque hubo cambios que se introdujeron antes de la sesión en la Cámara alta, como la eliminación de algunas empresas públicas de la lista de privatizables y la eliminación de Ganancias, con los que ahora se podría insistir en la Cámara baja. ¿Teme que pueda ocurrir lo mismo con las modificaciones aceptadas al RIGI?

- Por supuesto que en este debate legislativo, y lo ha demostrado el Senado, nadie tiene la última palabra. No es la ley que uno u otro quiere, sino la posible, la que se va construyendo. Estamos tomando una posición y contando cómo fuimos trabajando y cómo quedó el proyecto, se lo hacemos saber a los legisladores nacionales, en este caso a Diputados, a fin de que tengan los elementos para determinar su voto. El texto ha cambiado claramente en el RIGI, veremos cuál es la postura de los legisladores. Estamos acercando todo el material posible, hablando con las entidades con las que trabajamos y conversamos después de la votación del Senado.
Creo que si sale de esta forma (con los cambios del Senado) este RIGI será mucho más ventajoso del que fue enviado por el Ejecutivo. Si tiene cambios en contra, ya estaría empantanado este proyecto de ley,
- Desde el punto de vista de la producción, si se ponen en la balanza la Ley Bases y el paquete fiscal, ¿en qué otros aspectos favorecen a Santa Fe?
- Desde mi función me ha correspondido estar en el RIGI, porque es la mayor alerta que tuvimos. Los temas fiscales y de números los ha trabajado Economía. Pero lo importante es destacar que Santa Fe ha tenido una mirada sobre la Ley Bases en lo que se nos ha encomendado como alerta o recomendaciones en industria.

Lo mismo pasó con la ley ómnibus: fue la provincia de Santa Fe la que se opuso a la suba de retenciones tanto para el campo como para la industria. Sí quiero destacar que, como provincia, en la discusión de ambas leyes propusimos una forma de trabajo para con el gobierno nacional y legisladores que fue con datos, diálogo, y respeto; nunca con comentarios al azar, sino siendo muy responsables con esto. Nadie tiene la verdad ni el futuro de lo que puede pasar, estamos a favor de las inversiones y en este momento tan complejo hay que hacer un esfuerzo para ver si el gobierno encuentra una hoja de ruta, y que no haya más excusas, para que la economía pueda despegar y encontrar el rumbo que todos buscamos.

Ese fue el trabajo que hicimos y de la forma que destaco: con datos y diálogo, hablando mucho con funcionarios nacionales, acercando posiciones y esta mesa que, creo, es una de las pocas institucionales que se dieron a conocer en la provincia.

Con información de El Litoral

Últimas publicaciones
Te puede interesar
Lo más visto

PERIODISMO INDEPENDIENTE