En qué países están los 37 mil argentinos que se fueron por turismo en los últimos meses y se les complicará el regreso

CIUDADANOS 30 de marzo de 2021 Por Eduardo MENEGAZZI
La reducción de vuelos y el cierre de los pasos fronterizos por tierra dificultarán su retorno. Desde Migraciones les piden paciencia a los que intentan volver al país
VTJAQXSE5FFYJI4NJP5WHDLVH4

El Gobierno argentino ya anunció que los argentinos que se fueron por turismo a otro país no serán repatriados en vuelos especiales, como ocurriera el año pasado con todas aquellas personas que estaban en el exterior cuando estalló la pandemia. Según las cifras que maneja la Dirección Nacional de Migraciones entre el 1 de diciembre de 2020 y ayer, 29 de marzo, salieron con esa intención, de acuerdo a lo que consignaron en sus declaraciones juradas, 37.176 ciudadanos que todavía no regresaron. Los tres países en los que hay más argentinos haciendo turismo actualmente son Estados Unidos, Chile y Panamá.

Con las últimas restricciones impuestas donde se determinó suspender los vuelos desde Brasil, Chile y México por el alarmante aumento en los casos de COVID-19 muchos argentinos tendrán un problema adicional para emprender la vuelta. Estos tres destinos aparecen entre los 10 más visitados por turismo. Chile está en segundo lugar en cantidad con 5.383 compatriotas en su territorio, México, quinto, con 2.963 y Brasil, sexto, con 2.477.

Esa tabla la encabeza Estados Unidos con 9.356. También figuran Panamá (en el tercer lugar con 3.715), España (cuarto destino, 3.144), Paraguay (2.279), Perú (2039), Colombia (1.178) y Bolivia (1.147). Luego se ubican otras siete naciones: Uruguay (781), Alemania (666), Francia (615), Turquía (467), Holanda (287), República Dominicana (248) y Etiopía (204).


Con menor cantidad aparecen Gran Bretaña (85), Italia (62), Suiza (33), Cuba (22), Ecuador (21), Bahamas (2), Cabo Verde (1) y Venezuela (1).

Todos los que se hayan ido por motivos turísticos verán más complicado su retorno porque el Gobierno de Alberto Fernández, ante el rebrote considerable en los contagios por coronavirus, dispuso una drástica reducción en la cantidad de vuelos que pueden llegar al aeropuerto de Ezeiza, permitirá un solo arribo diario desde Uruguay por vía marítima y cerró todos los accesos terrestres, que en total son 237, donde solamente se permite el paso a quienes cumplan actividades comerciales, como por ejemplo los que manejan transportes de carga.

Por eso desde Migraciones piden a todos estos “varados” que “tengan paciencia” para emprender el regreso. Cada día se irán reprogramando vuelos comerciales desde los distintos puntos del planeta que todavía poseen conexión con Argentina.

Uno de los casos emblemáticos en esta etapa de la pandemia es el del micro con 83 pasajeros que permanece demorado en el predio de Migraciones en la ciudad correntina de Paso de los Libres. Hasta allí, luego de los trámites de rigor en Uruguayana, la ciudad fronteriza del lado brasileño, a ese contingente de turistas no se le permitió el ingreso al territorio nacional.


Ese ómnibus salió de Río de Janeiro, pasó por varias ciudades de Brasil y después de unas 18 horas llegó a la frontera. Las autoridades de la Aduana nacional les informaron que no podían entrar. Desde Migraciones advierten que hay empresas inescrupulosas que aprovechan “la desesperación de la gente para estafarlos”. A todos se los censó y se comprobó que 64 de esos pasajeros habían dejado el país antes del 25 de diciembre de 2020 cuando se cerraron los pasos por tierra.

Florencia Carignano, directora nacional de Migraciones, sostuvo ayer en reiteradas ocasiones que el Gobierno hará “todos los esfuerzos para que los argentinos puedan volver”. “No los vamos a dejar tirados. Pero todo esto requiere una planificación que se empezará a sentir en las próximas semanas. Para organizarnos mejor los vuelos deben llegar a Ezeiza con dos horas de diferencia como mínimo para chequear a todos los pasajeros”, señaló.

En las últimas horas, y en diálogo con radio Delta, la funcionaria agregó que después de Semana Santa la ANAC comenzará a reprogramar “algunos vuelos” dede Chile, México y Brasil, para que los argentinos puedan regresar al país.

Desde el sábado 27 de marzo, las personas que ingresen a la Argentina tienen que someterse a dos “pruebas para SARS-CoV-2″, una “al arribo al país y otra al séptimo día del ingreso”, y tendrán que pagar el costo de ambas. Si el test resulta negativo, deberán cumplir una cuarentena obligatoria de 7 días en los domicilios particulares que hayan declarado y someterse a otro testeo tras ese plazo.

En cambio, si el control diera positivo deberá hacerse un PCR “para su secuenciación genómica, según indicación del Laboratorio Nacional de Referencia” y serán derivados para “cumplir el aislamiento en los lugares dispuestos por las autoridades nacionales”. El Instituto Malbrán, mientras tanto, se encargará de analizar cuál cepa produjo la infección.

Durante el último fin de semana, en el laboratorio que se montó en Ezeiza en el que trabajan 50 personas, se detectaron 15 casos positivos. Trece de estos contagios eran provenientes de México y otros dos de Miami.

Fuente: Infobae

Te puede interesar