Paliza de JxC en Avellaneda, Santa Fe, la tierra de Vicentín

POLÍTICA Por Agencia de Noticias del Interior
5GGGNCXNKNFANN3PEJQS5M7NRI

Juntos por el Cambio se impuso por un amplio margen en la elección a intendente en la localidad de Avellaneda, en el norte de Santa Fe, donde ganó por más de 75 por ciento de los votos, Gonzalo Braidot, el candidato que respaldó el exjefe comunal Dionisio Scarpín, actualmente senador nacional.

Según el escrutinio oficial, el actual intendente, quien reemplazó a Scarpín cuando asumió en la Cámara alta tras ganar con Carolina Losada en 2021, obtuvo 8.175 votos, el 75,31 por ciento de los votos válidos, y relegó al segundo lugar a Aldo “Dito” González, del Frente de Todos, que cosechó 2.513 sufragios, el 23,15 por ciento.

Este triunfo en Avellaneda, donde el conflicto con Vicentín catapultó a Scarpín, dirigente que respaldó a la agroexportadora que había caído en default tras el intento de expropiación del gobierno, le da a este sector del radicalismo ímpetu de cara a las elecciones provinciales del año próximo, en las que el exintendente de esa localidad del norte de Santa Fe suena como posible candidato a gobernador.

Por eso, detrás del triunfo de Braidot aparece la figura de Scarpín, que salió a advertir que “Santa Fe puede cambiar y Avellanada es un ejemplo de esto con su transformación, sus políticas productivas y sociales. Pero, además, porque se puede ver de manera clara que existe otra forma de gobernar para la gente”, indicó.

Tras la victoria, Braidot consideró que esta elección es “impulso para los referentes zonales, provinciales y nacionales. Todos están mirando a Avellaneda desde lo político y cómo funciona como ciudad. Se puede imitar y salir adelante como país”.

En 2019, Scarpín había sido elegido intendente con el 64% de los votos como candidato de la alianza entre la UCR y el Partido Socialista. En aquella oportunidad, el macrismo había obtenido el 24% de los votos y el peronismo, el 8,3%.

Otro de los dirigentes santafesinos que festejó el triunfo en Avellaneda fue Felipe Michlig, titular del Comité Provincial de la UCR. En su cuenta de Twitter estimó que “después del triunfo de Marcos Juárez (CBA.), hoy asistimos al contundente triunfo de Juntos por el Cambio en Avellaneda consagrando al radical Gonzalo Braidot como intendente de esta pujante ciudad por 75,31% por 23,15% del Justicialismo”.

Como el resultado estaba cantado, tras la victoria que había obtenido Braidot en las internas, hubo una escasa afluencia de votantes. Según datos oficiales, de un total de 22.861 electores habilitados concurrió solo el 48,80 por ciento.

“Cuando se gestiona para la gente, la gente lo reconoce y acompaña. Mientras todo empeoró en nuestra provincia, este triunfo es una luz que nos muestra que hay esperanza, que podemos cambiar y estar mejor. Avellaneda es un ejemplo que la provincia está mirando, por sus políticas productivas, sociales y porque evidencia el objetivo de Juntos por el Cambio: gestionar para mejorarle la vida a las personas”, advirtió el senador nacional Scarpin pasadas las 20, cuando el resultado electoral estaba confirmado.

En la misma línea, el legislador nacional sostuvo: “No existen fórmulas mágicas para llevar adelante ese cambio que la provincia necesita. Necesitamos dejar de improvisar y contar con una planificación que mire al futuro y tenga como eje a la gente. Además de un equipo que pueda llevar adelante esa tarea y defienda ante la nación las necesidades y decisiones de los santafesinos. Juntos por el Cambio demostró este domingo que está en condiciones de asumir ese desafío y cambiar la triste realidad de Santa Fe”.

Fuente: La Nación, sobre una nota de Germán de los Santos

Te puede interesar