El tiempo - Tutiempo.net

Patricia Bullrich evita romper el PRO en el Congreso

POLÍTICA 30/05/2024 Agencia 24 Noticias Agencia 24 Noticias
patricia-bullrichjpg

La ministra Patricia Bullrichevitará llevar al Congreso la escalada del conflicto con Mauricio Macri por el reparto del poder en el PRO: no ordenará la ruptura de bloque, como hizo en la provincia de Buenos Aires. En su debilidad está la razón de la decisión. No quiere quedar aislada, ya que sólo le responden ocho de los 37 miembros que integran la bancada en Diputados y no tiene nada en el Senado.

La guerra Macri vs. Bullrich se inició hace tiempo, pero tuvo su estallido con la renuncia masiva de los miembros del consejo directivo para forzar la salida de la presidenta del partido en Buenos Aires, la legisladora Daniela Reich, esposa del intendente de Tres de Febrero, Diego Valenzuela.
 
La maniobra tuvo entre los gestores a Cristian Ritondo, jefe del bloque PRO en Diputados, que entre sus 37 miembros tiene ocho emisarios de la ministra de Seguridad, principal impulsora de la mudanza amarilla a las filas de La Libertad Avanza (LLA).

Según fuentes del grupo bullricista, la ministra no está pensando en armar una bancada propia, como hizo en la Legislatura bonaerense, donde pegó el portazo y creó el bloque PRO-Libertad.
“Fue un golpe de Estado en provincia de Buenos Aires y la respuesta de ruptura de bloque fue en ese territorio”, dijo ante Letra P uno de los referentes del bullricismo en el Congreso.
En la bancada amarilla identifican como leales a Bullrich a Gerardo Milman, Daniel Arabia, Silvana Giúdice, Sabrina Ajmechet, Patricia Vázquez, Fernando Iglesias y Laura Rodríguez Machado.

Cerca de la ministra cuentan como propio a Alejandro Bongiovani, mientras que ambos campamentos ubican a Luciano Laspina en el bando adversario. Sus críticas al cepo cambiario lo colocaron más en sintonía con el expresidente.

Cristian Ritondo, consolidado
Bullrich y Ritondo, socios en la última interna presidencial, tuvieron un fuerte cruce este lunes, cuando la ministra lo involucró en lo que definió como “un golpe de estado” en el PRO de la provincia.

“Siendo politóloga, me extraña que no sepas la definición de golpe de estado. En el PRO de la provincia de Buenos Aires hubo una renuncia masiva de dirigentes porque nadie se sentía representado por quien se hizo cargo de la presidencia hace un año. Se llamará a elecciones como lo establece el estatuto de forma estrictamente legal. Dentro de la ley, todo”, respondió el jefe del bloque PRO.

Ritondo logró evitar la fractura de su bloque en diciembre, pese a las internas del PRO, que agrupó a defensores y detractores de Milei. Como gesto, a cada reunión relevante el jefe de bloque invita a referentes de cada uno de los sectores.

A Bullrich la representa Giúdice, quien además oficia de policía del Gobierno en las comisiones si percibe que el PRO no lo apoya como espera. Iglesias, además, fue premiado en enero con la presidencia de la Comisión de Relaciones Exteriores y Culto.

La unidad sin Patricia Bullrich
La ruptura de Macri y Bullrich, además, le permitió a Ritondo afianzar a quienes respondieron a Horacio Rodríguez Larreta, como Silvia Lospennato y Martín Maquieyra, quienes participaron de la reunión que armó el jefe de bancada con Karina Milei.

Más alejado de las tertulias se mantiene el larretista Álvaro González, quien por un tema de salud no pudo participar de la votación de la ley ómnibus y el paquete fiscal.

En esa reunión, Ritondo le anticipó a Karina Milei que en el segundo semestre impulsará una agenda propia, con temas como boleta única y ficha limpia. Maquieyra cuestionó la deuda a las generadoras eléctricas. Es la agenda de Macri para diferenciarse de Milei.

En Diputados, Lospennato se convirtió en la principal asesora de Martín Menem en cuestiones de técnica legislativa y es una de las protagonistas de la alianza que, en los hechos, LLA y el PRO tienen en las comisiones y en el recinto.

En el Senado
En el Senado, el PRO tiene seis miembros y un desorden mayor que en la Cámara vecina. El presidente, Luis Juez, casi no hace reuniones y fue testigo de cómo Guadalupe Tagliaferri se asociaba al radical Martín Lousteau para cuestionar la ley ómnibus y la reforma fiscal.

Macri tiene diálogo con Juez, como también con Alfredo De Angeli y Enrique Goerling Lara, heredero del misionero Humberto Schiavoni. Además de Tagliaferri, a Larreta respondía la pampeana Victoria Huala, quien este año votó sin repartos junto a La Libertad Avanza. Por ahora, ese no es un problema para el Gobierno.

CON INFORMACION DE LETRA P.

Últimas publicaciones
Te puede interesar
Lo más visto

PERIODISMO INDEPENDIENTE