La gran preocupación del sistema financiero local y de Wall Street: ¿cómo se utilizará el nuevo swap con China?

ECONOMÍA 18 de noviembre de 2022 Por Carlos Arbía*
482042

Luego del anuncio del martes de la noticia de la ampliación del swap con China por unos 5.000 millones de dólares que dio a conocer el presidente Alberto Fernández comenzaron a surgir rumores acerca de esa futura operación que se cerraría a finales de este mes.

El economista Fausto Spotorno, director de Ferreres & Asociados,  explicó que hay dudas de que se trate de una ampliación del swap que pasaría de unos 18.000 a 23000 millones de dólares. De acuerdo a su visión, "sólo se trataría de un aumento de los dólares de ese swap de 18.000 millones de dólares que el BCRA podría utilizar como reservas internacionales de libre disponibilidad por lo tanto no veo que sea una ampliación del mismo y tampoco está claro si se efectivizara este año".

Por su parte el economista Marcelo Elizondo, director de la consultora DNI, manifestó a iProfesional que "el problema es que el BCRA tiene una frágil situación de sus reservas internacionales y que el año que viene el sector agroexportador por la sequía dejará de exportar unos 10.000 millones de dólares en el 2023".

Elizondo destacó que "si bien la noticia era esperada por el mercado financiero local y comenzó  a impactar desde fines de la semana pasada en forma positiva valor de los bonos de la deuda pública nominados en dólares le da cierta tranquilidad al BCRA de acá a fin de año pero sólo se trataría de una ampliación de un préstamo de China para operaciones de comercio exterior con ese país y las reservas no mostrarán una suba genuina ya que las mismas no subirán por compras de dólares del BCRA como ocurrió con la operatoria del dólar soja". Al igual que Spotorno duda si se trata de una ampliación del swap o si se busca que unos 5.000 millones de dólares puedan ser utilizados como reservas de libre disponibilidad para pagar deudas o para darle a los importadores.

Buenas noticias para el Gobierno

Sin dudas es una noticia positiva para el Gobierno ya que buscaría fortalecer la posición de reservas internacionales del Banco Central. La versión que dio a conocer  el gobierno es que los 35.000 millones de yuanes se sumarán a los 130.000 o el equivalente a unos 18.000 millones de dólares que tiene la autoridad monetaria en su total de reservas internacionales brutas. Pero surgieron dudas acerca de cómo se instrumentará esa operatoria y esa duda  impactó negativamente ayer en el sistema financiero.

El martes pasado, el ministro de Economía, Sergio Massa, que acompaña en su gira al Presidente, manifestó que: "el cambio más sustantivo es que el swap con China libera unos 5.000 millones de reservas internacionales de libre disponibilidad para que el BCRA los pueda usar para operaciones comerciales en el mercado libre de cambios".

Considerando un total de 37.600 millones de dólares  de reservas internacionales totales si se sumarán estos 5.000 millones de dólares en la actualidad el BCRA mostraría un total de 43.000 millones de dólares de reservas internacionales brutas. Para encontrar un valor similar a ese debemos remontarnos al 25 de marzo de este año cuando el FMI realizó el primer desembolso del nuevo acuerdo firmado. 

El total ingresado en esa oportunidad fue de 9.700 millones de dólares a los que se le descontó un pago al FMI de 3.700 millones. Por lo tanto las reservas aumentaron ese día unos 6.000 millones de dólares y superaron los 43.000 millones de dólares.

Qué pasa con el cumplimiento del acuerdo con el FMI

Con respecto al FMI hay que me mencionar, cómo adelantó el miércoles iProfesional, en caso que el staff apruebe las metas del tercer trimestre, la entidad podría desembolsar antes de fin de año unos 5.800 millones de dólares que el BCRA podría mostrar a fin de diciembre un aumento de la posición de reservas netas para pagar luego en enero los vencimientos correspondientes a diciembre. Por consiguiente el Central podría mostrar a fin de diciembre una posición de reservas netas por encima de los 5.800 millones de dólares que establece la meta con el FMI.

Es importante destacar que esos yuanes del swap transformados a dólares sólo se pueden utilizar para operaciones de comercio exterior entre China y Argentina por lo tanto no son reservas de libre disponibilidad que puede usar el gobierno para hacer pagos de deuda o venderle a los importadores  pero si se pueden contabilizar dentro de las reservas internacionales totales del BCRA.

De acuerdo a los números de las principales consultoras locales, el BCRA cuenta en la actualidad con aproximadamente un total de 5.500 millones de reservas líquidas mientras que en julio pasado las mismas llegaban a unos 1.500 millones de dólares. Ese aumento se produjo básicamente por la entrada de unos 8.300 millones de dólares en septiembre por las liquidaciones del dólar soja a 200 pesos por parte del sector agro exportador industrial aceitero.

La noticia positiva del miércoles fue que el BCRA por primera vez desde el 27 de octubre pasado consiguió comprar dólares. De acuerdo a los datos del mercado financiero  tuvo un saldo positivo de 5 millones de dólares. La negativa fue la nueva suba del dólar blue y de los financieros.

La nueva escalada de los dólares alternativos, un dolor de cabeza adicional

Luego de la fuerte suba que experimentaron desde el miércoles pasado el dólar blue y del contado con liqui (CCL) y el dólar MEP han comenzado a circular varias versiones para explicar esa suba y después de la tendencia bajista que se observó desde los rumores de la llegada de Sergio Massa al ministerio de Economía el 24 de julio pasado.

La hipótesis que viene de los técnicos del BCRA es que en lo que va del año los inversores que apostaron a una devaluación del peso frente al dólar en el mercado oficial de cambios comprando dólares futuro habrían perdido más de 900.000 millones de pesos. Leído desde el otro lado esa es la suma que lleva ganada hasta ahora el BCRA por esos contratos porque la devaluación del peso no llegó.

En tanto que un economista de una consultora local explicó a iProfesional que como se calcula que se van al mundial de Qatar unos 45.000 argentinos si se calcula que cada uno se lleva en promedio entre 5.000 y 10.000 dólares por ese motivo además del dólar CCL y del dólar MEP también subió el dólar paralelo.

Por su parte desde Portfolio Personal destacan que "la suba del dólar CCL borró más de la mitad del devengamiento mensual de un plazo fijo retail que paga una tasa nominal anual del 75% que  equivale a una tasa mensual directa de 6,1 mensual y a la hora del   y carry trade, el timming lo es todo".

Además sostienen que el dólar CCL "teórico", que sigue al M3 Privado desde diciembre 2019, se encuentra en unos 363 pesos y no sería la primera vez en que un caso de undershooting se cierra con una suba espasmódica del dólar financiero. De manera similar, el dólar CCL ajustado por inflación a pesos de hoy todavía se mantiene muy cerca de los valores piso.

Poca demanda de pesos

Lo que se observa en el mercado es que hay muy poca demanda de pesos esto va en línea con el comportamiento de los Fondos Comunes de Inversión que prefieren no renovar los vencimientos de corto plazo de letras del Tesoro para cubrir posiciones de empresas que tienen que pagar aguinaldos y hacer otros pagos a fin de año y la falta de voluntad de entrar al canje de la semana pasada hace aumentar la demanda de dólares financieros.

A modo de referencia, y sin considerar el techo histórico de $533 del 22/10/20, los picos de $407 del 27/01/22 en la etapa del pre acuerdo con el FMI  y de 427 pesos en la gestión de Silvina Batakis se encuentran un 27 % y un 34% por encima del nivel actual, respectivamente. 

Dado que la inflación general y, particularmente, la núcleo estuvieron por debajo de lo esperado es probable que el BCRA postergaría una suba de las tasas de referencia. Sin embargo, la suba del dólar CCL de esta semana pone dudas acerca de si el BCRA no deberá volver a subir las tasas de interés. En este sentido, la tasa de LELIQ se mantendría en una TNA de 75% o TEA de 107,4%, mientras que el plazo fijo minorista seguiría en una TNA de 75% o TEA de 107,1%. Estos rendimientos, ante una inflación esperada para noviembre por el REM de octubre de 6,2% mensual (105,8% anualizado), suponen tasas de interés casi neutras.

Lo que se observa es que la situación macrofinanciera se ha debilitado en las últimas semanas y se vuelve tierra fértil para una nueva suba del dólar paralelo y de los dólares alternativos financieros.

Al respecto hay que señalar que la deuda en pesos continúa mostrando debilidad, con el BCRA teniendo que intervenir esporádicamente para sostener los precios. Por otra parte, el BCRA vende dólares oficiales más rápido de lo que se creía.  las reservas acumuladas durante el dólar "soja" y la sequía amenaza con transformarse en un shock exógeno que, en el extremo, fuerce a una devaluación. En este contexto, no debería descartarse que, a pesar del dato de inflación menor al esperado, el BCRA vuelva a subir la tasa de interés para mantener el apetito de los inversores por el peligroso carry trade.

 

 

* Para www.iprofesional.com

Te puede interesar