El Gobierno recibió solicitudes de importación por USD 8.200 millones en dos semanas y aseguró que aprobó la mitad de los pedidos

ECONOMÍA 04 de noviembre de 2022 Por Mariano Boettner*
U6AGPJ3FVJGMVL52H3ROFAGGVY

En las dos semanas de vigencia del nuevo sistema de autorización de importaciones el Gobierno recibió solicitudes para acceder a divisas a precio oficial por un equivalente a USD 8.200 millones. En el equipo económico aseguran que se aprobaron poco más de la mitad de los trámites y que conformarán una mesa de seguimiento para implementar ajustes en el esquema de SIRA.

El sistema de monitoreo en tiempo real que tienen los funcionarios de la AFIP, el Banco Central y la Secretaría de Comercio mostraba en las últimas horas que más de 12 mil operadores ya habían iniciado solicitudes de autorización ante el organismo tributario para contar con dólares para importar, de los cuales un tercio eran pymes.

Las cifras oficiales muestran que poco más de la mitad de los trámites iniciados ya tuvieron aprobación con fecha prevista para el giro de dólares desde el Banco Central, más allá de que el sector privado asegura que el SIRA no solucionó la falta de fluidez en las autorizaciones.

El Gobierno modificó la fórmula por la cual “filtra” en una primera instancia cuál es la capacidad financiera y económica de una empresa que pide dólares para importar, aunque sus pormenores se mantienen en secreto. El análisis que hace el Poder Ejecutivo es, a grandes rasgos, comparar si el monto de divisas que solicita guarda alguna relación a lo que pidieron en los últimos 24 meses.

Si ese diferencia es muy grande -según cuentan los funcionarios llegaron a detectar el caso de una empresa que solicitaba 12 millones mensuales y pasó a pedirle al BCRA 208 millones de dólares- la AFIP identificará si es o no probable que ese pedido llegue a concretarse. Para eso, pedirá explicaciones a la compañía para saber por qué registra un incremento en su necesidad de divisas. “Si realizó una inversión que le implique un aumento de producción que justifique ese monto, va a poder importar”, mencionaron desde el equipo económico.

Todos los casos de firmas que pidan dólares para importar ingresarán en una suerte de semáforo por el cual los funcionarios de AFIP irán ubicando a la empresa de acuerdo a ese criterio de comparación con el comportamiento importador que tuvo en los últimos dos años.

En el Poder Ejecutivo aseguran que las pymes tendrán, a partir de la puesta en marcha del SIRA, un tratamiento más laxo que les permitirá contar con un plazo de giro de divisas desde el Banco Central de 60 días. También podrán contar con 50 mil dólares de forma automática para cerrar algún contrato de importación. En promedio, las pymes solicitaron en lo que va de vigencia del nuevo sistema unos USD 178 mil cada una.

El Gobierno también contará con información adicional en ese tablero general sobre la evolución del SIRA en tiempo real. Uno de ellos es cuántas empresas tienen deuda tributaria con AFIP. De las poco más de 12 mil que habían iniciado trámites, cerca de un tercio tenían este tipo de pasivos. Desde el equipo económico aseguraron que el hecho de tener deuda impositiva no impacta en ese semáforo por el que AFIP hace el filtro.

Este martes comenzó, además, el sistema por el cual la AFIP habilitó un canal para importar con autorización inmediata para quienes hagan el pago con sus propios dólares y no necesiten entonces acudir al Mercado Único Libre de Cambios (MULC). Por esta vía se iniciaron trámites por USD 215 millones por parte de 1.600 empresas.

De acuerdo a datos oficiales el 24,3% de las importaciones a las que se accedió corresponden a grupos electrógenos y maquinarias registradas por parte de empresas mineras y constructoras con obras de infraestructura que aportan bienes a sus filiales sin requerir el giro de fondos al exterior.

Además, el 6,6% fueron teléfonos y aparatos de transmisión, el 3% motocicletas, 2,6% cámaras de televisión, cámaras fotográficas y televisores, 2,0% valijas, portafolios, estuche para anteojos, instrumentos musicales, mochilas y billeteras, entre otros.

“El nuevo sistema de importaciones es más ágil, mejora los controles, se canaliza a través de una cuenta única y tiene fecha cierta de pago”, indicó este mediodía el titular del fisco Carlos Castagneto en un encuentro con la prensa en el que también participó la plana mayor de la AFIP.

En este sentido, se manifestó “contento con los resultados” obtenidos hasta ahora y admitió que en líneas generales no han detectado “grandes inconvenientes con respecto al accionar de las empresas”.

De todas maneras, la mejora en los controles permitió fiscalizar algunas irregularidades puntuales de “empresas que importaban sin un correlato directo con la actividad que desarrollan”.

En la AFIP aseguran que el nuevo sistema es “perfectible”, por lo que todos los “martes y jueves se reúne un comité que analiza eventuales modificaciones para simplificar aún más el beneficio de las empresas que apuestan a la producción y el trabajo”.

 

 

* Para www.infobae.com

Te puede interesar