Por un terreno, sus primos lo atacaron a machetazos y tuvieron que amputarle un dedo: ahora lucha por su vida

POLICIALES 28/06/2024 G24N G24N
images

La disputa por unos terrenos fue el puntapié que dio lugar a un enfrentamiento familiar que terminó de la peor manera. Es que Mario Fabian Encina, se encuentra hospitalizado con uno de sus dedos amputados, ya que según denunció, habría sido atacado a "machetazos" por dos de sus primos, uno de ellos menor edad.

 El episodio ocurrió el jueves pasado. Desde entonces Mario de 27 años se encuentra internado en la terapia intermedia Hospital Central donde le amputaron un dedo, y el jueves próximo será sometido a otra operación para la amputación de otra de sus falanges que está comprometida.

En diálogo con cronica.com.ar, Sebastián Pinto, hermano de la víctima, que además fue testigo del ataque por el que el lunes declaró en la causa, detalló como fueron los hechos. 


"A eso de las nueve y media dijimos para desayunar, él (Mario) justo estaba mirando Crónica. Salimos al kiosco, a comprar fiambre para desayunar y tomar con el mate. Ya habíamos pagado y en eso pasa un auto Peugeot 307 del que se bajan, Rafael y Sebastian Encina, los primos de mi hermano. Mi hermano empieza a correr y yo voy atrás de ellos dos. Mi hermano entra en mi domicilio y se quiere encerrar en la pieza, pero no llega, entonces lo empezaron a atacar a machetazos. No hay dudas que fueron a matarlo", sostuvo Pinto. 

La suegra de Sebastián que estaba en la vivienda al momento del ataque, intentó intervenir para separarlos, pero uno de los agresores le habría dado piña en la boca, contó Pinto.


Cuando él llegó para socorrerlo, Mario estaba "bañado en sangre", totalmente desvanecido en la puerta de su habitación. Uno de los atacantes, antes de irse, habría pronunciado: "Viste te iba a matar", por ello Sebastián insiste en que la intención de los agresores era terminar con la vida de Mario.

"Tiene dos tajos profundos en la cabeza, un dedo estaba colgado de la piel y el otro tirado en el colchón", contó Pinto, de acuerdo al dramático escenario con el que se encontró.

Además, Mario tenia "el brazo todo abierto". Inmediatamente fue trasladado al Hospital Central donde estuvo internado en terapia intensiva y le amputaron un dedo. En tanto, hace algunas horas fue derivado al sector intermedio mientras que el próximo jueves será sometido nuevamente a otra operación para la amputación de otras de las falanges que tiene comprometidas. 

Según explicó el entrevistado, el conflicto comenzó dos años atrás cuando falleció la abuela de Mario y quedaron dos terrenos en sucesión.

 "Hay dos casas, y quedó una casa para ellos, y otra para Mario, pero ellos quieren tener las dos", puntualizó Pintos que explicó que a su vez, "los hijos de la abuela están vivos por ese motivo los terrenos están en sucesión, y por eso arreglaron una casa para cada uno", pero "ellos se quieren quedar con todo", remarcó Sebastián.

Si bien el conflicto comenzó hace años, nunca había escalado a este nivel de violencia. "Lo amenazaban verbalmente, pero nunca lo habían atacado", dijo Pinto, que también denunció que en las últimas horas habría recibido amenazas de muerte del entorno de los acusados.

"Amigos de ellos me están amenazando, estan dando vuelta de noche con el auto, tengo miedo que me pase lo mismo", expresó Pinto.

 
El viernes pasado los acusados que también vivien en el mismo barrio que la víctima, se entregaron en la comisaría y desde entonces se encuentran alojados allí hasta que el juez disponga qué hacer. Uno de ellos tiene 17 años, de manera que es menor de edad y Sebastián teme que lo liberen.


"Yo pido que no salgan en libertad, porque yo vivo con miedo, mi novia también. No podemos dormir de noche por el miedo que tenemos", reclamó.

Fuente: Cronica

 

Últimas publicaciones
Te puede interesar
Lo más visto

PERIODISMO INDEPENDIENTE