El tiempo - Tutiempo.net

Autos: agencias sin demanda, distorsión de precios y expectativa por el “dólar Milei”

ECONOMÍA 08/12/2023 Horacio Alonso*
concesionarias-autos-0km-nissan

Fin de año, cambio de gobierno, inflación desbordada, devaluación en puerta. Son muchas variables como para tomar decisiones. Como sucede en estos casos, lo más aconsejable es esperar.

Este debe ser el razonamiento que domina a quienes estaban pensando en comprar un auto porque así se refleja en las concesionarias de 0 km.

Desde hace días, los salones de las agencias lucen despoblados.

“Está todo muy parado. Muy pocas consultas y casi ninguna operación. Casos aislados. Veremos qué pasa la semana que viene”, comentó a Ámbito el gerente de una concesionaria de Capital Federal.

La baja del “blue” también juega en contra de la demanda como la suba, otras veces, jugó a favor.

Ese clima se repite en otros locales y la incertidumbre por la economía que vendrá con la asunción de Javier Milei invade a compradores y vendedores.

Interrogante

El gran interrogante pasa por los precios. Si bien diciembre llegó con aumentos de los precios de hasta 41%, por efecto de la actualización de la base tributaria del impuesto al “lujo –como adelantó Ámbito-, la posibilidad de un ajuste del dólar oficial tiene en vilo al sector.

Más allá de que muchos modelos estén vendiéndose con sobreprecios, la producción e importación de 0 km se rige, en gran medida, por este tipo de cambio. Un salto en la cotización tendrá impacto directo en los precios de los vehículos y el aumento del valor de transacción podría ser mayor.

Hay una limitante – al menos para los precios que se informan en las listas oficiales de las terminales – y es, precisamente, el tema del Impuesto Interno.

Hoy, el valor a partir del cual se empieza a pagar este gravamen, ronda los $14.700.000 de precio oficial. Quedan pocos modelos y versiones que no estén alcanzados y hay muchos 0 km que están “topeados” por debajo de ese valor para no ser alcanzado por el tributo.

Si se produce una devaluación, las fábricas no tendrían margen para aumentar las listas porque, de esa forma, todos los autos pasarían a pagar el impuesto.

Eso es lo que sucedería en cuanto a los precios oficiales. Distinto es lo que pase en el mercado desde la semana próxima o desde que se decida devaluar ya que lo que pidan las concesionarias por un 0 km dependerá de la decisión de cada agencia.

Hay que tener en cuenta que, en las actuales condiciones, los compradores no quieren comprar, pero los vendedores no se apuran por vender.

“Sólo hicimos unas pocas operaciones puntuales. Lo mínimo necesario y a un precio que nos cierre. No es momento para andar rifando el stock”, reconocieron en otra concesionaria.

Con este panorama, las proyecciones de mercado para el año que viene son moderadas.

Una terminal de primera línea estimó, esta semana, un mercado “realista” de unas 50.000 unidades menos que 2023, que cerrará en alrededor de 450.000 0 km. El mejor escenario es repetir un volumen de operaciones como el actual.

“La gran duda pasa por el nivel de importaciones que haya. Vemos difícil que se pueda importar más, aunque se deroguen las SIRA y se pueda operar con mayor libertad. La limitante va a estar por la disponibilidad de dólares y el precio que tenga. Va a ser otro año donde las ventas van a estar atadas a la oferta y no a la demanda” explicaron desde esa empresa.

Hoy el mercado está compuesto por un 70% de vehículos nacionales y 30% de importados. Las posibilidades de crecer en cuanto a los de producción local no son muchas ya que, salvo alguna marca, la demanda alcanzó un techo.

Tanto es así que hay varios modelos “made in Argentina” que se están vendiendo con descuentos (algunos importantes) y no hay cola de compradores.

Desde concesionarias de Volkswagen, Fiat, Nissan y Renault confirmaron que están vendiendo algunas versiones de los modelos que se producen en el país por debajo del precio de lista. En otros casos, ya no hay sobreprecios y se vende al valor oficial y con plazos de entrega normal.

En el mercado de los usados se vive un panorama similar.

“El mercado está muy tranquilo en cuanto a la demanda, pero con mucha incertidumbre. La gente está esperando los anuncios del nuevo presidente, ante la posibilidad de reformas importantes y lo que pase con el dólar. Se están haciendo pocas operaciones y con precios que conformen a las dos partes”, explicó el dueño de una agencia de usados.

 

 

* Para www.ambito.com

Últimas publicaciones
Te puede interesar
Lo más visto

PERIODISMO INDEPENDIENTE